Tomando fotografía

Saber captar una imagen con una cámara profesional no es tan fácil como hacerlo desde alguna aplicación del móvil, pues no se trata sólo de apuntar a una dirección y presionar el obturador. Tomar una buena foto requiere talento. Los profesionales de la fotografía tienen hábitos que los principiantes deberían tener en cuenta.

Los youtubers del canal Mango Street Lab, compartieron 3 consejos básicos que todo fotógrafo debe tener en cuenta al sacar una foto, sea cual sea el plano, el ambiente, o si se trata de retratos, fotos interiores o fotos exteriores.

Los consejos hacen referencia a dónde se pone el enfoque de la fotografía, de manera que el resultado se vea natural y lo más profesional posible. Son fáciles de aprender y aplicables a cualquier tipo de imagen que se desee captar.

Este es, quizás, el más complejo de los consejos, pues se trata de analizar todos los aspectos o puntos de interés que pueden caracterizar la imagen que se desea fotografiar, y permitir que ésta los recoja todos. Es posible que se quiera enfocar solo a un objeto específico o a una persona, sin embargo, lo correcto es lograr captar en la instantánea a todos los posibles puntos de interés que existan.  Solo practicando con los ajustes de la cámara podrás conseguirlo.

Al tomar una foto en interiores, dentro de casas o edificios, es común que en la imagen las ventanas se vean brillantes y no se distinga lo que puede haber detrás. Para conseguir el efecto deseado, se recomienda la disminución de la exposición hasta que se pueda distinguir lo que hay detrás de la ventana. Una vez hecho esto, se enfoca a otro objeto o al punto de interés real en el interior y se captura la foto.

Sin duda, el proceso más sencillo que existe es el de subir la exposición de la foto durante la edición posterior, para que la imagen se vea a la perfección.

El segundo truco que aconsejan los profesionales de la fotografía está relacionado con los retratos de personas, pues buscando mostrar una foto sonriente y simpática, se pierde la naturalidad.

En vez de forzar una pose de modelo de revista, se debe dirigir a la persona que se va a retratar. Estimularla para que ría, baile o haga un gesto divertido, de manera que al captar ese instante, el resultado se vea más natural y el fotografiado quede mucho más satisfecho.

Por último, no se debe olvidar que una de las reglas básicas de la fotografía es buscar la mejor luz posible. Antes de fotografiar, se debe conseguir que la persona o el objeto se vean con claridad. Si se quiere hacer la foto de día hay que esperar a la “hora mágica”, esa que precede al atardecer, cuando el sol y las nubes forman una caja de luz. Esta indicación es infalible para aprovechar la “hora mágica” en la ciudad en la que te encuentres.

Esto no quiere decir que no se puedan tomar fotos a cualquier hora del día experimentando y probando los tipos de luz. Muchas veces una luz incandescente permite jugar con las sombras, ofreciendo maravillosos resultados. De igual forma, esta regla se mantiene: la iluminación es el mejor aliado de una buena fotografía.

A continuación puedes ver el vídeo instructivo de Mango Street Lab, recuerda activar los subtítulos en las opciones de YouTube:

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir