¿Cuáles son las tendencias que veremos en el ecommerce de 2018?

No cabe duda de que el comercio electrónico avanza a pasos agigantados, por lo cual es probable que las marcas se apresuren a adoptar nuevas opciones.

¿Cuáles son las tendencias que veremos en el ecommerce de 2018?

Una tercera parte de la población española realiza ya sus compras a través de Internet. Por otro lado, la facturación relativa tan solo al primer trimestre de 2017 alcanzó los 6.700 millones de euros.

De esta forma, no queda más remedio que reconocer que el comercio electrónico es un fenómeno imparable, que ha dado un nuevo carácter a las compras de la sociedad actual tanto a nivel nacional como en el plano internacional.

El e commerce como forma de comercio que crece de forma imparable

No cabe duda de que el comercio electrónico avanza a pasos agigantados, por lo cual es probable que las marcas se apresuren a adoptar nuevas opciones. Entre ellas, la búsqueda por voz y las opciones de omni-plataforma. Así las cosas, con toda probabilidad el e commerce se convertirá en la opción principal para cada vez más sectores.

La transformación del escenario minorista digital continuará creciendo solo según los consumidores vayan integrando los dispositivos digitales en sus hábitos de compra. Lo que, por cierto, se puede dar más que por hecho.

En efecto, el panorama actual es muy favorecedor para el comercio electrónico. Cada vez más emprendedores se animan a especializarse acerca de cómo vender por Internet y crean sus tiendas online. El resultado es que las compras por Internet continúan creciendo a un ritmo imparable.

¿Qué nos depara 2018 en relación con el comercio electrónico?

La pregunta ahora sería, ¿qué es lo que se espera de cara a este año, en relación con el comercio electrónico? Un estudio sobre las tendencias que traerá 2018 al e commerce ha tratado de dar respuesta a esta pregunta.

En primer lugar, se espera que el comercio electrónico sea más importante que nunca este año, ya que poner en marcha las tiendas online será más sencillo que nunca. Por otro lado, se prevé que haya más compañías invirtiendo en chatbots que les permitan automatizar parte de su proceso de servicio al cliente.

Todo hace pensar también que el costumer journey sea más inteligente. El futuro del comercio digital será más digitalizado, desde los compradores personas virtuales hasta la tecnología de recomendación personal. Probablemente los consumidores opten este año cada vez más por marcas que dejen patente la importancia del cliente en todas las facetas de sus negocios.

Un grado más en personalización

El comercio electrónico de este año experimentará una mejor personalización, que irá más allá de los productos recomendados, y que se centrará en recomendaciones realmente individualizadas. Estas irán en función de las preferencias individuales que se observen.

Finalmente, se ha señalado hacia un año con mayor cantidad de modelos de cajas de suscripción. Este año probablemente se vean más marcas que adoptan una mentalidad de suscripción, con una parte de su inventario de productos.

Se trata de una tendencia que seguirá creciendo según los minoristas se hagan conscientes de la importancia de competir con las ofertas de suscripción, si es que desean adaptarse y sobrevivir. Hay que tener en cuenta que una manera de encontrar con un cobro fio mensual, es una forma de retener a los clientes y fidelizarlos, así como de asegurar ingresos.

¡Compártelo con tus amigos!