El escándalo de emisiones de los diesel que comenzó con Volkswagen está haciendo que muchos fabricantes comiencen a hablar del fin de los motores de gasolina. Toyota ha puesto hasta una fecha en la que cree que sus ventas de motores de gasolina o diesel serán prácticamente cero: el año 2050.

El Director General de la compañía, Kiyotaka Ise, ha explicado que actualmente el 85% de los vehículos que vende Toyota llevan motor diesel o gasolina, pero que esa tendencia está cambiando cada vez más rápidamente. Kiyotaka Ise predice un futuro próximo en el que las preocupaciones en torno a las emisiones lleven a los fabricantes a competir por establecer un nuevo estándar de motores no contaminantes, sean eléctricos, de gas o basados en el hidrógeno.

Aunque no ha detallado los pormenores de esta agenda, Toyota cree que los híbridos gas-eléctricos y los motores basados en células de combustible de hidrógeno serán los que sustituyan a los actuales gasolina y diesel en la próxima generación. La razón es que su recarga es más rápida que la de los eléctricos y tienen más autonomía. El Toyota Mirai, por ejemplo, (en portada) equipa un motor de hidrógeno que le otorga una autonomía de entre 370 y 430 kilómetros.

De aquí a 2020, la compañía planea vender 30.000 vehículos de hidrógeno y más de siete millones de coches con motor híbrido.

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir