Negar que el comercio electrónico es el futuro –¿el presente?–es tapar el sol con el dedo. Cientos de estudios han demostrado que los consumidores están dispuestos a usar sus computadores y dispositivos móviles para hacer compras.

Negar que el comercio electrónico es el futuro –¿el presente?–es tapar el sol con el dedo.Cientos de estudios han demostrado que los consumidores están dispuestos a usar sus computadores y dispositivos móviles para hacer compras. En Latinoamérica, donde la bancarización es relativamente baja, se han creado soluciones innovadoras para que cualquier persona pueda aprovechar los beneficios del comercio electrónico. En Colombia, por ejemplo, alguien que no tenga una tarjeta de crédito fácilmente puede pagar en una terminal de Baloto su factura y recibir el producto en casa, o simplemente pagarlo contra entrega.

El comercio electrónico tiene muchas ventajas. Una de las más importantes es el inventario. Al tener una tienda digital, un comercio puede invertir menos en un local, lo que le permite tener una selección más amplia de productos. Además, existen muchas tiendas en internet que simplemente agregan productos de otros negocios, con lo que crean una oferta amplia y variada para el consumidor. Lo más interesante del tema es que está en plena evolución gracias a la conectividad y los dispositivos móviles inteligentes.

Una de las nuevas tendencias que muestra el mercado es ‘mobile bingeing’ –término definido por Rackspace–, que se traduce en esa capacidad del usuario de comprar cuando sea y donde sea, motivado por cualquier razón. Aunque los consumidores siempre han demostrado patrones de compra, la facilidad de contar con una conexión a internet y un teléfono inteligente hace que muchas comprar se hagan en cualquier instante. “Los teléfonos móviles y las tabletas son las plataformas definitivas para comprar donde sea, ya que los consumidores pueden satisfacer el capricho de forma instantánea sin planeación y en muchos casos con consideraciones mínimas”, dice la compañía de hosting y soluciones en la nube.

Eso es lo mejor del ecommerce; casi todo está volcado a la satisfacción del consumidor. Los precios son menores, la tienda siempre está abierta y se tiene mucha información al instante para poder tomar una decisión de compra inteligente y coherente. Estos son apenas algunos de los factores que han puesto al comercio electrónico en la cabeza de los consumidores.

Con ‘Black Friday’ y ‘Cyber Lunes’ ya en el retrovisor, pero con la temporada navideña en su máxima expresión, es necesario que los comercios se preparen para la cantidad de transacciones que van a recibir. Elaborando un poco los conceptos que cubrimos cuando hablamos de ‘Black Friday’, es necesario que las organizaciones estén completamente preparadas con sus sistemas para no perder clientes.

Así como internet abre miles de puertas, también es el canal más riguroso en la calidad. Los clientes pueden cambiar de comercio con un solo clic, lo que obliga a las compañías a tener todo en orden para no perder ni una sola oportunidad. En México, por ejemplo, el 40% de los clientes abandona un sitio si se demora más de 10 segundos en cargar. Colombia debe tener estadísticas similares. Es más, según un estudio de la firma de investigación Borland, citado en Empresa Exterior, los usuarios móviles son más exigentes con los tiempos de carga de las páginas de comercio electrónico.

 

ecommerce

Una mala experiencia en un comercio web puede tener repercusiones a largo plazo. Borland asegura que el 88% de los consumidores son menos propensos a volver a un sitio después de tener una mala experiencia. Eso demuestra que, si un ecommerce se demora cargando o tiene problemas durante la compra, no solo está perdiendo la oportunidad puntual, sino un posible cliente fiel.

En Colombia, según un estudio de e-Readiness de Visa, se hicieron transacciones por unos 2.100 millones de dólares en 2013. La investigación también espera que haya un crecimiento de más del 9% durante los siguientes años. Es más, durante el ‘Cyber Lunes’ realizado en junio de 2015 –un día especial celebrado por los comercios electrónicos colombianos–, se registró un crecimiento del 12% en el volumen de transacciones.

El caso mexicano muestra cifras similares. De 2014 a 2015, el comercio electrónico en ese país creció 40%, frente a un aumento del 21% en el comercio tradicional. El incremento, además de ser empujado por las fechas claves de ventas, también ha sido impulsado por la capacidad de comprar desde cualquier lado y a cualquier hora.

Esa facilidad para hacer comprar desde cualquier lugar y hora obliga a los negocios a estar preparados 24 horas al día para brindar una experiencia satisfactoria. Los móviles y la conectividad aumentaron la cantidad de clientes potenciales, algo que abre las puertas para mejorar los ingresos de la organización. Pero también requieren inversiones en tecnología para poder responder a una oleada de transacciones que se puede producir si, por ejemplo, un comprador influyente en redes sociales comparte un descuento a su audiencia, por citar una situación.

ecommerce

Así las cosas, los comercios de hoy en día tienen que atacar dos frentes al mismo tiempo. Por un lado, deben hacer una planeación estratégica para poder responder a los picos que se dan en las fechas claves como Navidad, ‘Black Friday’, ‘Cyberlunes’ o el Día de la Madre. La anticipación del tráfico y la adecuación de la infraestructura de TI debe ser el primer paso para poder responder rápidamente a miles de clientes al mismo tiempo.

Por otro lado, se tiene que tener una infraestructura sólida para que responda siempre que el cliente tenga ganas de hacer una compra. Como hemos mencionado, el hecho que los consumidores accedan a los comercios en línea desde cualquier lugar, a cualquier hora y desde miles de dispositivos, obliga a los negocios a tener una tienda virtual que responda a dichas necesidades.

Con Rackspace, puedes estar seguro que tu comercio cuenta con la última tecnología y los mejores expertos para mantener tu comercio electrónico siempre a punto. Gracias al concepto de nube administrada, tendrás una infraestructura de TI que se adapte perfectamente a tus necesidades y pueda evolucionar de acuerdo a los cambios y realidad de tu negocio. Por otro lado, el soporte fanático que brinda Rackspace garantiza que cualquier problema sea resuelto en el menor tiempo posible, minimizando el impacto que pueda tener sobre las ventas. Además, Rackspace está activamente revisando las máquinas para prevenir cualquier caída inesperada.

Tener una infraestructura robusta dejó de ser algo que maneja un ingeniero de sistemas. Con las realidades del comercio de hoy en día, las inversiones en tecnología con temas estratégicos que tienen que ser tenidas en cuenta por la junta directiva de cualquier empresa. La tecnología pasó de ser un sistema de soporte a ser un generador de valor, una transición cada día más clara en el comercio electrónico. Las empresas que puedan invertir estratégicamente en tecnología podrán aprovechar todas las oportunidades que se presentan en las fechas claves de la temporada navideña, así como estar siempre disponibles para atender a los miles de clientes que pueden comprar en cualquier momento.

 

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir