Es uno de los emprendedores tecnológicos recientes que seguramente más renombre merezca, pero apenas es conocido por casi nadie.

Nos referimos a Jimmy Wales, el fundador de la exitosísima Wikipedia, el portal de documentación que ha conseguido desbancar totalmente a las enciclopedias tanto físicas como online y que se ha convertido en la mejor plataforma del mundo para todos aquellos usuarios que quieran obtener información genérica sobre, prácticamente, cualquier cosa.

TPO, la red social entre Twitter y Facebook

Y, aprovechando el indudable éxito de Wikipedia, Wales ha decidido volver a liarse la manta a la cabeza y lanzar TPO (The People’s Operator), una red social con la que este emprendedor pretende acoger (otra cosa es que le salga bien o sea un rotundo fracaso) a varios cientos de millones de usuarios.

En líneas generales, podemos decir que TPO coge lo mejor de cada red social, casi constituyéndose como una especie de híbrido entre Twitter y Facebook. Y es que TPO parte de la estrategia de mensajes de Twitter para permitir hacer publicaciones que pueden tener likes, como en Facebook, pero no deja de lado la posibilidad de incluir los hashtags que ya están incluidos en las dos mayores redes sociales de todo el mundo.

“Las redes sociales te venden a los anunciantes”

TPO ha nacido con un agresivo y contundente manifiesto en el que Jimmy Wales no deja demasiado títere con cabeza: “Las redes sociales te tratan como mercancía y te venden a los anunciantes. Esto produce un uso intrusivo de tus datos y un conflicto entre lo que tú quieres y los que los anunciantes necesitan”.

Sin embargo, “vivimos en una época en la que el boca a boca es más potente que nunca; todo el dinero que se gasta en publicidad es un desperdicio”, asegura Wales de manera tajante.

Vivirá de las donaciones

Pero entonces, ¿tendrá anuncios TPO? Lo cierto es que no. Y en ese caso, ¿cómo piensan mantener la red social? A base de donaciones hechas por los usuarios. Sin embargo, Jimmy Wales no duda un momento en asegurar que ese dinero no irá directamente a los socios de TPO, sino a todo tipo de proyectos de interés benéfico: “No nos vamos a gastar el dinero en publicidad, sino en causas que te importen”.

Por eso, el fundador de Wikipedia pide un inmenso favor a los usuarios que quieran acompañarle en esta aventura: “Comparte esta carta con todos tus contactos. (…) Asegúrate de que todo el mundo sabe lo que estamos haciendo. Invita a tus amigos a unirse; cuantas más personas tiene una red social, más poderosa se vuelve”.

¿Camino hacia el fracaso?

Desde que Jimmy Wales anunciase el lanzamiento de TPO, parece que los pronósticos y las apuestas por parte de los usuarios son casi unánimes: es una red social condenada al fracaso. Y es que, aunque Wales asegura que ha creado una plataforma “como Twitter, pero mejor” y que espera que su uso sea masivo, la ejecución práctica de esta idea y la forma de financiación de la plataforma parece tener aún mucho que pulir.

Sin embargo, y pese al fracaso que han tenido casi todas las redes sociales a la hora de monetizar con donaciones, hay que recordar que prácticamente sólo hay un portal masivo en todo el mundo que ha conseguido hacerlo en este tiempo… Y ese portal se llama Wikipedia.

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir