El SUV coupé de BMW no está dispuesto a conformarse con ser el segundo modelo más deportivo de su segmento. Con su motor de 360 caballos, el M40i adelanta al SQ5 de Audi y promete tanta adrenalina como el Porsche Macan.

La primera generación del BMW X4 ha encajado perfectamente en la clientela de este segmento que no solo busca un vehículo más robusto y elevado que la media, sino que tiene como prioridad la distinción. Sin embargo, BMW no está dispuesta a que su X4 pase a la historia como un mero SUV de aspecto deportivo y su rama M Performanceya ha terminado el desarrollo de una variante más potenteadecuada a su papel.

Tal y como auguraban las imágenes de nuestros fotógrafosespía, las diferencias con el paquete externo M serán igual de mínimas que en otros modelos con versiones análogas. Los apéndices de las entradas de aire más voluminosas del paragolpes, las carcasas de los retrovisores en color Ferricgrey metalizado, las llantas de 19 pulgadas y la salida de escapecromada pintada de negro en cada extremo de la defensa posterior identifican al M40i.

En opción existen unas llantas exclusivas de 20 pulgadas y cinco radios dobles que calzan neumáticos Michelin Pilot Super Sport de medidas 245/40 R20 delante y 275/35 R20 detrás. Además, BMW ofrece una tonalidad nueva en el X4 para la carrocería: azul Long Beach. Las características específicas del habitáculo comprenden asientos deportivos, palanca de cambios y volante con el emblema M y el logotipo X4 M40i en el cuadro de instrumentos y las placas de los umbrales de las puertas.

A falta de que se confirme el lanzamiento de una versión de gasóleo, la que acaba de presentarse utiliza el mismo motor de gasolina M Performance TwinPower Turbo de tres litros, seis cilindros e inyección directa del 340i 2015 y el 740i 2015. Mientras que en ellos ofrece 326 caballos de potencia, en este X4 la cifra se eleva hasta 360 caballos disponibles entre 5.800 y 6.000 revoluciones por minuto, suficientes para superar al SQ5 3.0 TDI plus y al Porsche Macan S.

Este propulsor, que genera 465 Newton/Metro de par máximo y se une al cambio automáticoSteptronic de ocho relaciones, aumenta la brecha en términos de prestaciones con el X4 sDrive35i. El M40i tarda 4,9 segundos en pasar de 0 a 100 kilómetros/hora, seis décimas más veloz que la variante inmediatamente inferior, y su velocidad máxima está limitada electrónicamente a 250kilómetros/hora -247 el sDrive35i. Su gasto de combustible en ciclo combinado asciende a 8,6 litrosa los 100 kilómetros y las emisiones de CO2 a 199 gramos por kilómetro.

BMW ha instalado además frenos más eficaces y señala diversas alteraciones en la puesta a punto del chasis del X4 M40i. El sistema DDC de regulación dinámica de los amortiguadores, las barras estabilizadoras modificadas, los muelles más rígidos y un incremento de la caída del eje delantero ofrecen, según el fabricante alemán, una maniobrabilidad más precisa y menores balanceos de la carrocería al tomar curvas.

El sistema de tracción total xDrive contribuye igualmente a obtener un manejo propio de esa naturaleza. BMW explica que los ingenieros de M Performance la han configurado para que, dependiendo del tipo de conducción, priorice el eje trasero frente al delantero en el reparto de fuerza.

 

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir