Tras varios años de tira y afloja, las firmas tecnológicas Ericsson y Apple han firmado un acuerdo global sobre licencias de patentes por una duración de siete año.

Este acuerdo incluye una licencia cruzada que abarca las referidas a estándares básicos de ambas compañías (incluidos GSM, UMTS y LTE) y garantiza una serie de derechos de patentes adicionales. Además, se incluyen cláusulas que resuelven todos los litigios pendientes sobre infracción de patentes entre ambas compañías.

Como parte del acuerdo, Apple efectuará un pago inicial a Ericsson y, con posterioridad, irá abonando los sucesivos. Los términos concretos del contrato no han trascendido. Sin embargo, incluyendo los efectos positivos del acuerdo y la actual división de derechos de propiedad intelectual con otros licenciatarios, Ericsson estima unos ingresos en materia de derechos de entre 13.000 y 14.000 millones de coronas suecas (1.398 y 1.506 millones de euros).

Este acuerdo pone fin a las investigaciones ante la Comisión de Comercio Internacional de Estados Unidos a los litigios pendientes del Tribunal de Distrito norteamericano del Distrito Este de Texas y el Tribunal del Distrito Norte de California, así como a otros litigios en el Reino Unido, Alemania y Países Bajos.

Además, las compañías colaborarán en múltiples áreas tecnológicas, como el desarrollo de los estándares móviles de 5G de última generación, la optimización de las actuales redes inalámbricas en beneficio de operadores y usuarios de todo el mundo y la optimización del tráfico de vídeo.

«Nos complace haber llegado a este acuerdo con Apple, lo que despeja el camino para que ambas compañías continuemos centrándonos en llevar nueva tecnología al mercado mundial, y abre la puerta a más oportunidades de negocio conjuntas en el futuro», afirmó Kasim Alfalahi, director de Propiedad Intelectual de Ericsson, en un comunicado.

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir